Empiezan las obras en la Masía de Can Milá que se convertirá en el nuevo Centro de Visitantes

0
282

Empiezan las obras en la Masía de Can Milá que se convertirá en el nuevo Centro de Visitantes

Obras en la Masía de Can Milá La actuación forma parte de un proyecto FEDER, coordinado por el Consejo Comarcal,

para posicionar el Garraf hacia un turismo sostenible y de calidad a partir de los valores del patrimonio natural y cultural del territorio.

La primera fase de las obras tendrá un año de duración y servirá para rehabilitar los dos edificios, el entorno natural y el aparcamiento.

La Masía de Can Milá ha abierto hoy sus puertas,

coincidiendo con el inicio de las obras que tendrán una duración de 12 meses

e incluirán la reforma tanto de la casa principal como del edificio de servicio, así como una actuación al entorno.

La alcaldesa de Sitges, Aurora Carbonell, y los concejales de Urbanismo, Eduard Terrado, y de Turismo, Luis Miguel García, han visitado las obras

junto con la presidenta del Consejo Comarcal del Garraf (CCG) y alcaldesa de Sant Pere de Ribes , Abigail Garrido;

el vicepresidente primero del CCG, Robert Monzonis, y el consejero delegado de planeamiento y proyectos europeos del CCG, Fran Perona.

“Es una obra esperada hace años, porque era una necesidad para Sitges disponer de un centro de atención turística como es debido”,

ha afirmado la alcaldesa de Sitges, Aurora Carbonell,

quien ha explicado también que se podrán celebrar ceremonias de boda al equipamiento.

La Masía Can Milán será el nuevo Centro de Visitantes de Sitges

que servirá como punto de información y promoción de la ciudad, al tiempo que se promoverá también atractivos de otras localidades de la comarca del Garraf.

Ubicada en una de las vías principales de entrada a la villa, el nuevo Centro estará tecnificado y será

“un lugar de referencia logística e informativa, así como un espacio que permita conocer y extraer datos que mejoren la experiencia de turistas y visitantes” ,

ha explicado el concejal de Turismo, Luis Miguel Garcia.

En el edificio de servicio se instalará la concejalía de Turismo, mientras que la amplia zona exterior se adecuará con especies autóctonas y con un aparcamiento.

En una fase posterior, el proyecto prevé la construcción de un edificio anexo,

que se convertirá en un espacio polivalente con capacidad para 300 personas, donde se desarrollarán diversas iniciativas, principalmente de los ámbitos turístico y de promoción económica.

También en esta segunda fase, se creará un jardín para mariposas, un proyecto que atrae lepidóptero a partir de especies concretas.

La concepción de los espacios exteriores se trabajará conjuntamente con Biodiversidad Sitges.

Las obras de mejora de Can Milán y su entorno tienen un coste de 593.608,77 €,

de los cuales el 50% está cofinanciado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER), y el 50% restante entre el Ayuntamiento y la Diputación de Barcelona a partes iguales.

“Ir juntos nos da más posibilidades para atar el relato alrededor del patrimonio histórico para que la estrategia comarcal sea fuerte y consolidada”,

afirmó la presidenta del Consejo comarcal del Garraf, Abigail Garrido.

El proyecto de Can Milán enmarca en las actuaciones del proyecto ‘Garraf: caminos, patrimonio y naturaleza’, que incluye ocho actuaciones municipales, y cuatro comarcales.

El Consejo Comarcal del Garraf coordina el proyecto, con la participación de los seis ayuntamientos del Garraf.