No a la especulación del proyecto ecuestre del Autódromo de Terramar

0
504

No a la especulación del proyecto ecuestre del Autódromo de Terramar

Nota de prensa de APMA GARRAF sobre la especulación del proyecto ecuestre del Autódromo de Terramar

El pasado domingo, día 12 la Agrupación para la Protección del Medio Ambiente del Garraf (APMA GARRAF) convocamos una caminata de descubrimiento de los valores culturales y naturales del Autódromo de Terramar

y de denuncia del proyecto urbanístico claramente desproporcionado y especulativo que se está tramitando actualmente.

Hemos estado trabajando desde hace tiempo en el estudio del proyecto ecuestre del Autódromo de Terramar

que quiere reconvertir este espacio histórico en un centro de promoción de actividades ecuestres.

De entrada, no nos parece mal y lo preferimos a una actividad altamente contaminante (también de ruidos)

como la que tenía como objetivo inicial el circuito: la carrera de coches de carreras.

Ahora bien, nos preguntamos si el impacto global de la actividad sobre el medio ambiente ha tenido suficientemente en consideración.

Nosotros hemos valorado que no, claramente, y lo hemos hecho saber en forma de alegaciones que nos han contestado de manera insatisfactoria.

Se habla de entre 700 y 2.000 caballos estabulados y de 3 hoteles (4-5 *):

claramente desmedido por el entorno en que se produce, en contacto directo con la riera de Ribes,

espacio natural protegido y corredor biológico natural que conecta espacios protegidos como el Parque Natural del Garraf, los Colls i Miralpeix y el Parque Natural de Olèrdola.

No es sólo un corredor biológico importante sino que es el único que une estos 3 espacios naturales.

Además, no sólo resulta afectado por el proyecto en el punto del vado que se plantea en la entrada al antiguo circuito sino exactamente a lo largo de buena parte que lo circunda.

Es, por tanto, un punto altamente sensible lo que resulta afectado por el acceso previsto por aquí,

el cual causará una sobrefrecuentación que la inhabilitará medioambientalmente como lugar de paso.

Es por eso que es altamente inapropiado.

Por otra parte, las plazas hoteleras (250-260)

casi duplican la cantidad total de las plazas que existen en todo el término municipal de Ribes.

Una total desmesura.

Demasiado carga para el entorno.

Sin contar que el impacto humano pivota mucho más sobre Sitges que sobre Ribes, por la proximidad geográfica con el casco urbano y las playas.

Nos parece que es urgentísimo que su ayuntamiento haga una valoración que defienda el territorio de la masificación.

Sin embargo, nuestro no no es rotundo.

Si habláramos de muchos menos caballos, de la rehabilitación de la masía histórica de Can sidos como equipamiento hotelero

y otro de nueva planta, de respetar el conjunto de olivos adjunto, mejorar (no ampliar) sólo los accesos

que no perturban los espacios naturales protegidos, de mantener intactos los espacios de interés agrícola y paisajístico, sería otra cosa.

O sea, toca replantear el tema y redimensionar para que tal y como se plantea habrá una afectación negativa e irreversible sobre el Medio Ambiente.

APMA GARRAF